Suscríbete a nuestro boletín
Momentos en Instagram Historias en Facebook Fotos en Flirkr Noticias en Twitter Documentos en Scribd
Sala de Prensa

Palabras de Danilo Cruz Pichardo al ser juramentado en Opción Democrática

Palabras de Danilo Cruz Pichardo al ser juramentado en Opción Democrática
Viernes, 27 Noviembre 2015 21:12

Compartir este artículo:

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to Twitter
Fui dirigente durante unas cuatro décadas del antiguo glorioso Partido Revolucionario Dominicano y, finalmente, del Partido Revolucionario Moderno. Al PRD ingresé a través del Frente Universitario Socialista Democrático (FUSD), grupo estudiantil apéndice del entonces famoso partido blanco, en la Universidad Autónoma de Santo Domingo. Y al PRM ingresé cuando el PRD se entregó de brazos al PLD. En la actualidad nada se parece más al PRD que una compra venta. Y todo el que renuncia al PRM para retornar al PRD, bajo el infeliz alegato de que extraña los símbolos históricos, en el fondo lo que busca es que lo metan en las nóminas estatales con un jugoso sueldo y sin dar un solo golpe.
 
Quien suscribe no puede renunciar al PRM para retornar al PRD, porque sería contradecir la conducta histórica exhibida durante cuatro décadas de ejercicio político. Sería retroceder ideológica y moralmente. Todo lo contrario: he decidido dar un enorme paso de avance ideológico y ético abrazándome a las causas de Opción Democrática y a su líder, Minou Tavárez Mirabal, persona que levanta el discurso más avanzado y decente en todo el espectro político nacional.
 
La Diputada Minou no sólo es hija de dos héroes nacionales, Manolo y Minerva. Minou ha creado su propio espacio, desde los tiempos en que militaba en el Partido de la Liberación Dominicana, exhibiendo una conducta diferente y demostrando que se puede ejercer la actividad política decentemente.
 
Pese a la imagen desfavorable que tiene el Congreso Nacional en la población dominicana, producto de la conducta cuestionable de la mayoría de sus miembros, el nombre de la DiputadaMinou nunca ha sido mencionado en hechos vergonzosos. Contrariamente ha sido, desde la Cámara de Diputados, una tribuna de defensa de las causas más nobles de la sociedad dominicana.
 
Siempre he simpatizado con Minou Tavárez Mirabal. Esa simpatía aumentó cuando ella renunció del PLD, asqueada de la descomposición moral que ha sufrido esa organización política. Y todo el que vio por la televisión dominicana su intervención, cuando se debatía en la Asamblea Nacional la reforma constitucional para permitir exclusivamente que Danilo Medina pueda optar por un nuevo período presidencial, pudo darse cuenta que en Minou los dominicanos tenemos el mejor activo político.
 
Y como Minou es el mejor activo político con que contamos los dominicanos, dentro de cinco meses y unos días los electores tenemos dos opciones: 1) seguir con el PLD, que significa continuar con los escándalos de corrupción , la impunidad, el endeudamiento externo, carestía de la vida, bajos salarios, servicios públicos deficientes, falta de institucionalidad y de seguridad ciudadana; y 2) votar por un verdadero cambio que lo representa Opción Democrática y demás partidos aliados, para acabar con la corrupción pública de una vez y por todas, ofrecer servicios públicos eficientes, enfrentar debidamente la criminalidad y luchar por el rescate de las instituciones democráticas, hoy secuestradas por el Partido de la Liberación Dominicana.
 
Recientemente conversaba con José Ramón, presidente de Opción Democrática en la provincia Santo Domingo, y me decía: “Señor Danilo no podemos permitir que el PLD se quede cuatro años más en el poder”. Y yo, en un ejercicio de análisis político desapasionado, digo que es difícil, pero jamás imposible impedir que el PLD y la corrupción permanezcan cuatro años más en el poder.
 
¿Qué podemos hacer para impedirlo? Simplemente concienciar a la población y que los dominicanos no vendan sus votos, porque el que vende su voto vende su conciencia y después no tendrá moral alguna para quejarse de la corrupción y de los pésimos servicios públicos.
 
Cuando se celebraron las elecciones del 20 de diciembre de 1962 el profesor Bosch apenas tenía meses en el país y ganó ese certamen con el porcentaje más alto que registre la historia electoral dominicana. Mediante sus pedagógicas charlas radiofónicas creó conciencia a los dominicanos y se impuso su lema de “vergüenza contra dinero”.
 
Todavía hay tiempo de crear una poderosa coalición política en torno a la candidata de Opción Democrática. Todavía hay tiempo de concienciar a la población de que Minou Tavárez Mirabal es la mejor opción política y representa el verdadero cambio. Todavía hay tiempo de evitar que los dominicanos vendan su voto. Si los dominicanos no venden el voto y las elecciones son libres, no tengo ninguna duda de que en esta reunión está presente la próxima presidenta de la República Dominicana y tendremos un futuro mejor para todos los dominicanos y dominicanas. ¡Gracias!
 
 
 
 

OPCIÓN DEMOCRÁTICA • Calle Fernando Valerio #5 esq. Nuñez y Dominguez, Ensanche La Julia, Distrito Nacional, República Dominicana. • 809.563.9444 • Todos los derechos Reservados